Time

En Italia, como en toda Europa, ahora no es el momento de esperar a ver qué pasa

Las recientes elecciones generales en Italia han reflejado el colapso continental del apoyo a los partidos políticos que, a juicio del electorado, representan el sistema europeo. Esto ha castigado especialmente a los partidos socialdemócratas, que parecen preocuparse únicamente por limitar el daño de la globalización del libre mercado a los trabajadores y sus comunidades. En su lugar, los votantes europeos están buscando una representación política que desafíe el statu quo: movimientos de izquierda, derecha e incluso del centro, que puedan presentarse como radicales y decisivos.
Los principales ganadores de las elecciones italianas, el Movimiento Cinco Estrellas (M5S) y la derechista Liga Norte, hicieron campaña sobre una plataforma de cambio radical y anti-establishment. Sin embargo, los manifiestos de ambas partes eran en gran medida vagos y aún no se sabe qué tipo de programa seguiría un gobierno dirigido por el M5S o por la Liga. Desde las elecciones, ambos partidos han evolucionado sus posiciones en sus esfuerzos por aumentar sus posibilidades de formar un gobierno. Como ha escrito el miembro de DiEM25, Lorenzo Marsili, “el colapso de los partidos tradicionales es bienvenido y debería haberse producido hace tiempo”, pero está por verse a dónde nos lleva esto.

A pesar de que el M5S y la Liga podrían masajear su retórica para atraer a las masas, existe un profundo peligro para Italia y Europa que acecha en sus propuestas. De hecho, no se deben creer todas las promesas, no todos los caminos conducen a una sociedad más justa, y no todas las nuevas soluciones son mejores soluciones.
En Nápoles, el 10 de marzo, DiEM25 lanzó la primera candidatura transnacional de Europa. La agenda es viable y clara: un New Deal verde paneuropeo. DiEM25 trabajará para desobedecer a un statu quo fracasado y reconstruir constructivamente un proyecto democrático europeísta. Nuestro movimiento es participativo, democrático, radical y organizado. Ahora no es el momento de esperar y ver cómo se desarrolla el gobierno en Italia o en cualquier otro lugar de Europa. Únete hoy a un colectivo local de DiEM25 y construye la Europa progresista del mañana.
 
Owen es miembro del movimiento DiEM25, actualmente con sede en Beirut.

¿Quieres mantenerte informado/a sobre las actividades de DiEM25? ¡Suscríbete aquí!